martes, 17 de septiembre de 2013

Al amparo de la noche.

Al amparo de la noche.

Yo no se lo que aguarda la noche
bajo sus pestañas de luz de luna.
No se lo que guarda bajo la ranura…
O si su bendición será todo un derroche.

Yo se muy poco de estos juramentos,
tan poco como quizás me se tu nombre,
más, quizás con suerte yo me asombre…
Si esta noche estallase en sentimientos.

Yo no se mucho de casi nada,
ni de hombres, mujeres o pequeños,
pero si la noche deja salir todos mis sueños…
Quizás la soledad cederá por olvidada.

Yo no se si creerías en el amor como yo creo,
no se si podrías amarme por completo,
más, si quisieras ser de mi ser el complemento…
Mis ojos te daría… y todo lo que en ellos veo.

La noche sabe suficiente de nosotros,
de los colores, las sombras y lo etéreo,
porque la noche sabe lo que yo no leo…
De mi destino, el tuyo y el de otros.

Intuyo entonces que tú tampoco sabes
si quizás seré para ti el hombre correcto,
pero se, que  aún quizás sin ser perfecto…
La noche espera de nosotros lo que cabe.

Yo no se de donde surge este latido
ni cuantas vidas he esperado por tu beso.
Tu no sabes quizás que yo lo intento,
pero sabrás, si te beso, que yo te necesito.

-Al amparo de la noche-

No hay comentarios:

Publicar un comentario